Qué semana tan horrible para Estados Unidos

      Comentarios desactivados en Qué semana tan horrible para Estados Unidos

Lejos de un final soñoliento para el verano, el país se está recuperando de los tiroteos masivos que se cobraron 31 vidas en Texas y Ohio, sin prestar la suficiente atención a un verano extremadamente mortal por la violencia en Chicago, teniendo conversaciones dolorosas y no particularmente productivas sobre el control de armas y sobre el racismo, y el gobierno está deteniendo a inmigrantes indocumentados de una manera que deja a sus hijos llorando en los estacionamientos en el primer día de clases.

Los opositores a Donald Trump no pueden defender que sea algo bueno que el presidente de Estados Unidos sea acusado de racista. Los partidarios de una postura más dura sobre la inmigración no pueden defender que los niños deberían irse a casa después del primer día de clases sin estar seguros de si sus padres volverán. Absolutamente nadie puede defender que es bueno que ISIS pueda estar resurgiendo en Siria después de una retirada de las tropas estadounidenses. Es aún peor que la semana pasada Trump haya dicho: “Hemos derrotado al califato de ISIS”.

El domingo se cumplen dos años del inicio de una manifestación nacionalista blanca en Charlottesville, Virginia. La violencia que mató a una manifestante opositora al día siguiente y la defensa del presidente de algunos de los manifestantes blancos contribuyeron a uno de los momentos bajos de la era Trump.